viernes, 25 de octubre de 2013

en octubre de 2012...

Como octubre no es que vaya demasiado cargado de noticias normalmente, me suelo pasar el mes hablando de curiosidades, chorradas y demás cosas sobre historia de la radio. En el fondo es lo que más mola.

Por ejemplo, estuve hablando de quién narices era una tal Luciana Wolf, que formó parte de las voces de la SER, y de la que pocas veces había oído hablar. Como hace de eso más de 30 años, pues yo ni idea tenía. Ahora, que alguna de las cosas que empezaron hace más de 30 años sí tenemos idea, como es el programa "La Claqueta", que se sigue emitiendo en Radio Marca. 

Y muchísimos años más tiene una emisora pública, Radio Vitoria, de la que expliqué un poco de historia, y raruneces y anécdotas. Esa historia que pasa desapercibida... u oculta, como parte de la programación de la COPE, que solo se emite por internet. En la FM se reservan programas tipo "Suecope". Y en un programa suecopístico precisamente un colaborador contó su experiencia en un ascensor de la SER, en la tercera parte de "el ascensor es el enemigo".
un poco de

En la primera parte de esa serie de entradas hablaba de cuando se quedó encerrado García. Donde estuvo a punto de estar encerrado García, si no hubiera sido indultado por el gobierno, es en la cárcel. Pero sobrevivió a la condena. Igual que seguía sobreviviendo aún -atención a estas ideas hiladas por los pelos- la sintonía de "Antena de la Bolsa"

Es que son músicas que uno escucha y no se para a pensar la de años que las lleva escuchando. Por ejemplo, ocurre con la de "No es un Día Cualquiera", de RNE, o, hasta el lavado de cara musical, la del "A Vivir..." Pero la original, la buena, buena. Que tenía letra, ojo... Y precisamente es el radiochip que rescato hoy de hace un año, por la ilusión que me hizo el descubrimiento. Radiochip estrella:



Y, para terminar el repaso por algunas de las cosas que pasaban por el blog (porque siempre me dejo cosas), moló recordar un programa de RNE como "Afectos Sonoros", de Jordi González. Como era de radio (y no de tele) no pudo caer bajo las garras de la crítica de Monegal, "el buitre leonado". ¿Que habla mucho de telebasura? Venga, hombre... si nos encanta eso. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...