sábado, 1 de febrero de 2014

por idiomas...

He hablado ya en innumerables ocasiones de la radio que se hace en Cataluña: que si por cadenas (regionales o estatales), qué programas "lo petan", he hablado sobre la ley del catalán en la radio... Sí, es esa ley que obliga a las emisoras nacionales a hacer un mínimo de 8 horas en catalán. 

Así que me voy a centrar en las radios "de hablar". Por un lado tenemos una cadena que hace todo en español (Radio Nacional) y que tiene Ràdio 4 enterita en catalán. Luego tenemos la SER, COPE, Onda Cero y residualmente en Cataluña esRadio, que dos tercios de la programación es en español. Y luego otras dos cadenas (Catalunya Ràdio y RAC1) que hacen todo en catalán. 

Jugando con los números (y quizá yéndome un poco con los números, que cuando hay media hora en cada idioma he jugado a partir la audiencia), con lo cual habría un errorcillo añadido, y tomando en cuenta cuándo se emite en español y cuándo en catalán, las 24 horas del día quedarían así:




















Podemos fijarnos en varias cosas:

1.- La audiencia de radio en catalán supera a la audiencia en español en 20 de las 24 horas. 
2.- Los picos en audiencia suelen coincidir, y es por la noche cuando la radio en español tiene más oyentes en proporción. Sobre todo fijémonos que el pico grande se hace en Cataluña una hora antes, ya que los deportes van una hora antes. 
3.- Es las "horas-valle"cuando deciden las emisoras nacionales hacer programación local, y por tanto, hacen desconexiones en catalán. Por eso, en estas "horas-valle", la proporción entre radio en español y radio en catalán decae hasta casi el cero. En los deportes de mediodía, la única emisora que no emite en catalán es RNE, y también en la desconexión regional de la tarde. Así que a esas horas, la radio en español es casi inexistente. 

Por eso, Basté, cuando da los datos de audiencia en Cataluña, suele decir que sobre todo, más que un triunfo de RAC1, recalca que los datos del EGM son un triunfo de la radio en catalán. Así terminaba Basté el último EGM de la temporada 2011-2012, en el radiochip liderazgo:



Como dice Basté, a veces no es cuestión de lenguas, sino de buenas ofertas. Y hay que decir que hay programas que son imanes de audiencia no tanto por sus ideas políticas (que a lo mejor también) sino por tener una determinada manera de hacer radio. También insiste insistentemente (válgase la redundancia redundante) en que este predominio del catalán en la radio no se corresponde con el domino del catalán en las salas de cine. Yo suelo autorresponderme que es porque normalmente escuchar la radio es un acto íntimo, e ir a ver una peli es una cosa que haces con más gente, que no siempre es catalanoparlante... y de ahí que se prefiera el español. Pero bueno, que me estoy desviando del tema...

Al final, esta gráfica lo que viene a confirmar es una cosa: que todas las programaciones son calcadas, y que casi todas las emisoras eligen las mismas horas para hacer sus desconexiones. No hay nadie que se salga de la norma. No deja de ser curioso. Hay horas en las que se emite en dos idiomas, y hay horas en que casi sólo se emite en catalán. 

1 comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...