martes, 25 de junio de 2024

blanco y negro

Hubo un tiempo en que los suplementos de los periódicos tenían mucho tirón. Bueno, hubo un tiempo en que ir a por el periódico era un rito, cosa que ahora... pues... a ver... no os creáis. Yo, como vendedor de periódicos que fui, jugaba a saber qué periódico se iba a llevar el personal por sus pintas. No es que tuviera especial dificultad... Rara vez te llevabas una sorpresa. Quizá por eso me hace tanta gracia eso de comparar cosas con el EGM y demás... Porque con mis ojos y durante años pude comprobar todo con mucha facilidad. 

Lo del periódico de los domingos era un rollo: la gente hace 20 años entraba en tromba a por los periódicos y sus suplementos. Porque muchas veces, es así, venían realmente a por el suplemento. Una cosa curiosa es que los sábados los periódicos venían con suplementos para la mujer (así se anunciaban, y los nombres de las revistas como «Mujer Hoy» dejaban poco margen a la discusión) y los domingos era el chisporroteo: lo primero que hacía al entrar a la tienda era montar los periódicos: como si fuera un robotito, abría un periódico, metía un suplemento, quizá un segundo suplemento, cerraba y amontonaba. Un aburrimiento mientras veías a la gente volver de fiesta. Vaya bajón. 

Sabía qué periódico se llevaba, pero a veces cambiaba la cosa por el suplemento que llevasen. Ocurría pocas veces. El radiochip de hoy es del suplemento histórico del ABC, Blanco y Negro, que venía con el Tintín en inglés. ¡Aprender inglés, señora, que es muy sencillo! Es del año 1994, en la época alta de los suplementos. 


Digo que era en la época alta de los suplementos porque cuando yo me dedicaba a venderlos sabía que eso empezaba a estar de caída. Era una sensación leve (era la primera parte de los 2000). 

Lo que veis en la imagen es, medido por el EGM, el consumo de suplementos en España. El radiochip es de cuando el pico de venta de este tipo de entretenimiento... El Blanco y Negro se terminó de editar en el año 2000. Así que yo llegué a vender esta histórica revista (que lo fue, la primera en usar papel couché). Se empezó a editar en 1881 y terminó en ese año 2000. En realidad, esa revista entendida como suplemento dominical había nacido en 1988.

Vemos cómo la gente, desde mediados de los años 2000, hemos pasado de comprar estas cosas de manera loca. Antiguamente casi el 40 % de las personas consumían revistas de este tipo (casi la mitad de la población, que es una burrada), y ahora parece estabilizada la cosa en un 4 % de nostálgicos que quizá lo compren porque ya que compran el periódico y se hacen la tostada y el café tranquilos por la mañana, hacen que la tradición sea la tradición. Quién sabe. Pero el radiochip de hoy nos llevaba a una época que, a la vista de los datos, no volverá. 

lunes, 24 de junio de 2024

proyecto a largo plazo

Muchos de vosotros sabréis que hace ya unas semanas se hizo pública en redes una carta de gente de RNE quejándose de la dirección y cambios en la emisora, y pidiendo algo así como un proyecto a largo plazo en el que se respetaran las carreras de los profesionales y... bueno, que lo estoy explicando fatal. La carta es la siguiente:


Y lo primero que hice fue ponerme a escribir, pero... Ñeh. Pensé que igual era mejor ver si esto tenía algún recorrido real en cuanto a repercusión. Tenía la impresión de que esto era como una especie de pataleta que no iba a ningún sitio. ¿Estaré en lo cierto, visto que tiempo después no sabemos nada? 

Luego pensé que esta carta, tan aplaudida, era una especie de queja sin mucho donde agarrar y sujeto a algunos tópicos que, siendo ciertos, pueden ser rebatidos. Sí, es cierto que ha habido bandazos en la dirección, pero estos cargos no son de una empresa normal: es una empresa pública. Si nombras a directores distintos se sentirán en la obligación de hacer cosas distintas... porque hay dos opciones: una, que les nombres para hacer ciertos cambios o que simplemente se sientan en la obligación de hacer las cosas a su modo. Porque una dirección nueva que no cambia nada... ¿Para qué? 

Los curros de la radio pública son... curros de la radio pública. Al final son funcionarios sujetos a las necesidades de la empresa que les contrata: si tu plaza implica tal, haces tal. De hecho, siempre cuento que las radios públicas van a otro rollo: los de las radios privadas se suelen leer lo que se escribe de ellos (y lo que opinan los lectores), mientras que rara vez los de la radio pública se interesan. Siempre lo achaco a que se ponga lo que se ponga de ellos, ellos no pierden ni su curro ni su sueldo. La lógica es completamente distinta a los de las radios privadas. Siempre hay excepciones, claro. Pero son eso. 

Piden un proyecto a largo plazo... A ver... intentando traducir esto: que quieren que una vez un profesional esté en un programa de relevancia, se mantenga en ese puesto y que no venga otro a estar ahí, implicando que su nuevo espacio o curro sea distinto a lo que le gusta o con poca repercusión. Creo que eso de pedir proyectos a largo plazo (cosa lógica en la radio siempre que se dé con la tecla) en realidad esconde el alargar programas aunque no funcionen, sólo por el hecho de tener la suerte de que ahora son los suyos los que están a en la parrilla. Seguro que el que está agazapado de redactor en un programa de madrugada opina, en realidad, que lo mejor es que le pongan a él en un buen horario haciendo un programa que luzca, y eso de la estabilidad... lo compartirá cuando sea él quien esté con el programa gordo. 

Y luego, lo de los podcast externos... pues estoy de acuerdo, pero también tengo que decir dos cosas: la primera, que un podcast sólo se escucha si hay alguien gordo y conocido al frente, porque hacen cientos y cientos, también en la propia pública y que no oye nadie. Además, si quieres escuchar algo entretenido... pues... a ver... en RNE se entra como periodista, no como ninguna otra cosa. No hay oposiciones a cómico del estado ni a simpático famoso del estado. Entiendo que los podcast con contenido periodístico se lleve a cabo en RNE, pero... ¿acaso para entretener hace falta ser periodista? Pues no. Así que es normal que para muchas otras cosas cojan a gente de fuera. Lo segundo es que muchas veces se quieren hacer cosas con un determinado sesgo o se realizan determinado tipo de favores con empresas y comunicadores afines. Sí, entiendo la crítica que hacen desde RNE. Pero eso se lleva haciendo en la pública desde que el mundo es mundo esté quien esté en el poder. Lo que me sorprende es que se quejen de una forma tan tibia ahora. 

El radiochip de hoy es del programa de Ángel Carmona en Radio 3... sin él. Es decir, del programa que hay ahora, que en ivoox sigue apareciendo su nombre. Aunque Carmona siga en RNE, no lo devuelven a lo que fue su lugar a largo plazo. 


Si lo que funcionaba era lo anterior y ahora vuelve a estar libre de programa estrella... ¿Por qué no devolverlo a donde estaba? Me lo pregunto. 

domingo, 23 de junio de 2024

uy, uy, uy, uy, uy

El 23 de junio de 1989 (hace ya 35 años) la revista Lecturas comenzó a publicar una serie de reportajes sobre Isabel Preysler titulado «La cara oculta de Isabel Preysler». Me acabo de dar cuenta de que las iniciales también son I. P. ¿Por qué lo digo? Os lo imagináis, ¿verdad?

Lo de «Aquí hay Tomate» y la Pantoja aún sigue siendo una cosa que se recuerda. Todos recordamos cómo se iba tan a saco con los famosos y tal, y cómo se editaban esos vídeos. Pues resulta que el Constitucional en el año 2001 (¡pasados 12 años!) condenó a pagar a la revista Lecturas 10 millones de pesetas por esa serie de reportajes. Habían vulnerado su derecho al honor, a la intimidad... todo eso. 

Es que echando la vista atrás, uno ve cómo simplemente las cosas se han ido acomodando a las plataformas del momento: usted puede consumir miserias de los famosos en formato vídeo de YouTube, en forma de programa de tardes, en formato de revista cuando no existían aún esos programas... 

Quizá te estés adelantando y creas que voy a poner un rato de mesa camilla de Encarna, pero no. Vamos al año 1989 y cómo anunciaban esta serie de reportajes por la radio. Diréis lo que queráis, pero es lo más parecido a un vídeo cebo del «Aquí Hay Tomate» que podáis imaginar. Radiochip preysleriano:


Vamos, yo diría es que lo más tomatero que nos podíamos imaginar. Y fijaos en la portada de 1989: la Preysler, Tita Cervera, Carmina, Julio Iglesias... No me digáis que hay veces que no parece que el tiempo pasa muy rápido para unas cosas y que en otras todo es una foto fija. 

sábado, 22 de junio de 2024

por décadas de la radio (3): años 40

En el especial que publicaron de la SER ponen que los años 40 fueron años de coplas y grandes obras de teatro. Claro, es que aún no había televisión. Todo lo que ahora es patrimonio de la televisión formaba parte también, por necesidad, de la radio. Vamos a ver en qué se fijaban año por año:


De 1940, que terminaba la intervención de Radio Barcelona. Bueno... en una dictadura aunque algo no esté intervenido, pues... a ver... que las dictaduras son lo que son. Una cosa es que administrativamente no estuviera intervenida y otra que fuera todo libre, que obviamente no hace falta haber vivido la época para saber que no. 

De 1941 destacan que empieza el teatro radiado en Radio Barcelona y que empezó a emitir La Pirenaica. De 1942, que Antonio Calderón pone en marcha el cuadro de Radio Madrid. De eso hablé ya hace mucho. De 1943.... ¿¿¿Nada??? Pues mira, aquí me paro. 

El radiochip de hoy no te lo esperas. El radiochip de hoy es de Radio Popular de Bilbao: Herri Irratia. Estuvieron haciendo una serie de las Copas del Rey (o del Generalísimo en este caso) del Athletic. Fue el 20 de junio de 1943 cuando ganó al Atlético de Bilbao (se tenía que llamar así). Radiochip bilbaíno:


Mola porque además de hablar de esto del fútbol encuadraba la cosa en la época. O sea, fútbol sí, pero historia también. 

De 1944, que emitieron una obra de Shakespeare, en 1945 que empezaban las emisiones dominicales para chavales... Porque claro, todo era patrimonio de la radio. Los niños tenían que ser objetivo también, que no había Clan ni Boing. 

De 1946, que comienzan a emitir las primeras grabaciones de radio. Un gran año para el futuro, claro, porque... a ver... eso de emitir cosas grabadas... es una constante de la que se ha terminado abusando. 

En 1947, el comienzo del famoso consultorio de Elena Francis, que terminó de emitirse en 1984. Pero recuerdo una vez más que, si nos ponemos pulcros, lo histórico es el anterior, el de Montserrat Fortuny. Después, de 1948 destacan el comienzo de Taxi Key, y en 1949 destacan, quizá algo pillado por los pelos, una emisión de teatro de Buero Vallejo. A ver... que igual tan histórico no era. Pero bueno, la otra opción era dejar eso seguramente como 1943. Al menos, puedes escuchar el radiochip en el que ponen la canción de «Rascayú». La verdad es que estoy seguro de que los protagonistas de esta época están todos o casi todos como Rascayú. 

viernes, 21 de junio de 2024

vaguedades

Como había tanta cosa que comentar, me dejaba algo que teóricamente iba a ser muy guay y terminó sabiéndome a la nada. La tarde del 28 de mayo, a las 20:30 (la hora típica de deportes de siempre en las grandes cadenas) no sé muy bien a santo de qué se pusieron a hacer una emisión conjunta entre la SER, la COPE, Onda Cero y Radio Marca. No entendía muy bien para qué, pero oye... estas cosas siempre molan. Por lo de la campaña de la que hablaba de la AERC, será. 

El sonido era mejorable, hay que decirlo. Ya sé que es poco importante en realidad, pero hombre... si se hace algo en plan guay, pues qué menos que no sonar a retransmisión desde la cocina. Ahí estaba Dani Garrido, Paco González... Y claro, se supone que todo muy bien y tal, pero eso era una reunión que no me dijo nada. O sea, se dijeron vaguedades. Lo que más moló fue el recordar a Pepe Domingo, que efectivamente fue algo que cambió absolutamente todo. Sí, su forma de dar la publicidad y todo eso, sí... pero nunca nos olvidemos de su personalidad. Porque la personalidad en la radio es un 65 %. Si no, estamos escuchando un programa de tipo SueCOPE. Esto es así. 

Hablaron de una forma muy genérica de la radio deportiva (faltando RNE, hay que decirlo, que aunque no ponga publidad queda feo, porque al final es más gente que engrosa la radio) y sin contar con alguna de las grandes, como RAC1, que hasta el último EGM era la cuarta en audiencias a nivel nacional. Sí, local, pero tan grande que llegaba así de alto y no se puede hacer como que no existe. 

Bueno, que la reunión que fue un poco pan sin sal fue este radiochip sosete:


Mola que cuando se hagan estas cosas se hagan con un poco de conexión... con un poco de contenido, de cachondeo, de contar los intríngulis, de contarnos alguna cosa íntima... no sé. Las vaguedades ya las sabemos. Los saludos de los deportistas así, en genérico... pues bueno. Vale. Que todo muy bien, que muy divertido, que buscan entretener... vaguedades. Si hacen una cosa especial, que no sea un coñazo. Si hacen algo entre todos, si quieren que eso sirva para que la gente se enganche o le mole comentar, ¡¡que hagan algo divertido!! Es que me quedé un poco... esperando que contasen algo comentable. Y aquello terminó un poco porque... ya, llegaba la hora pactada. 

Cuando hagan cosas especiales, por favor, que molen. Porque esto no quedará para la historia. 

jueves, 20 de junio de 2024

el dominguero

No sé cómo se dice «dominguero» en catalán. Un día, cuando trabajaba en Barcelona, estábamos hablando de no sé qué y alguien dijo que íbamos a parecer unos domingueros. Yo, de repente, pensé que no sabía cómo se decía esa cosa tan rara en catalán (porque obviamente, esperaba no encontrar un equivalente en algún idioma raro, pero sí en catalán) y dije algo así como: «En catalán cómo se dice esto, ¿"diumenger"?» Y me quedé tan pancho. Y entonces, un jefe, muy catalán, muy independentista y muy de Vic, se me quedó mirando y me dijo: «Mmm... Yo lo traduciría como "pixapins"». O sea, en español, «meapinos». Me quedé con la copla, aunque nunca supe si era exactamente lo mismo que dominguero. Luego he visto que lo relacionan más como los típicos barceloneses casi capitalinos que se van a pueblos del centro de Cataluña.

¿A dónde quiero llegar con todo esto? Pues a que vi el otro día en la página de Espacio Sonante un corte de un programa que emitían en Radio Barcelona y en catalán en 1977 llamado así, «El Dominguero», que según leí en Mundo Deportivo, se emitía desde las 6:00 hasta las 14:30 del mediodía. Para que luego dijera nadie de los de los deportes. ¿Quiénes presentaban tan largo contenedor hace tantos años? Pues según leía en Espacio Sonante, la cosa se la inventó Álex Botines y presentaban una tal Marga Blanch (que según contaba Eduard Boet había sido muchos años voz de El Corte Inglés) y un conocido por todos: Josep Cuní. Como veis, este radiochip es de Barcelona y de 1977... pero de alguien que puede escucharse hoy desde Almuñécar en pleno 2024. Radiochip dominguero:


Y ahora va la frikada: resulta que en Ràdio Tele-Taxi existe un programa a día de hoy que se llama «El Dominguero». Se emite de 7:00 a 10:00 h de la mañana y lo presenta un señor llamado José Luis Rouco. Así que también sigue sonando «El Dominguero», aunque sea para poner flamenquito. De 1977 a 2024. No me digáis que no está todo relacionado. Todo muy actual. 

miércoles, 19 de junio de 2024

lo más y lo menos: junio de 2014

Vamos a ver qué es lo más y menos escuchado en el canal de ivoox del blog y que subí en junio de 2014, porque hoy va interesante. 

Es que es muy curioso: lo más escuchado es... la sección de Oriol Junqueras en RNE. Porque sí, Junqueras tenía en RNE una sección de historia en la época de las tardes de Olga Viza. Y claro, como podréis escuchar, llama más la atención la vena erudita sobre la religión de Junqueras que la vena independentista o de ese tipo. En el radiochip que subí no estaba con Olga Viza sino con el que entonces era su sustituto: Javier Capitán. 


No me digáis que no era curiosa la cosa. 

Lo menos... pues... es que aquello iba de maratones. Hubo una época en que todo el mundo se puso a hacer maratones de radio a todo trapo para que la gente hablara de ellos. Y unos de los que estuvieron haciendo este tipo de cosas fueron los de Aragón Radio, que estuvieron haciendo deportes mogollón de horas con Paco Ortiz Remacha. 


Que si el maratón de Nuria Roca, que si Aragón Radio, que si otro maratón en la Complutense... Ya dije que eso sonaba como muy épico, pero que eso no iba a ningún lado. De hecho... ¿Alguien se acordaba de aquello? Venga, sed sinceros: no. De hecho, es de la típica cosa que me hago la muesca para luego poder recordar que nadie la recordaba. Parece paradójico, pero creo que se entiende. Nadie está oyendo tantas horas seguidas (sin un motivo claro o de actualidad) como para poder recordar ese maratón. No tiene sentido. Pero bueno, es que además es lo menos escuchado de las cosas que subí. 

martes, 18 de junio de 2024

la palabra

Pues estos días he puesto lo de los años 30, años en que nació el informativo matinal «La Palabra», y he hablado de Josefina Carabias, que formó parte de aquello. Pusieron un trozo de cómo era aquel informativo. Es que suena antiguo de morir. Es muy curioso. Flipad, porque hablaban hasta del paquete de los cigarrillos Bisonte. 


Su primera emisión, 7 de octubre de 1930. Vaya selección de noticias de la época... Que si un Consejo de Ministros, que si el ministro de defensa comunista de Uruguay, que si la noticia desde Londres (refiriéndose a la I Guerra Mundial como «La Gran Guerra» aún)... Muy curisa la forma de locutar, que es tal y como me la imaginaba. 

Mola que yo no sabía que se daban tres ediciones seguidas de 20 minutos. Y, por la tarde, secciones que nos recordarían un poco a las 19 h eso que muchos tenemos en la cabeza de «cultura y espectáculos en la SER». ¡A la misma hora! ¿Mola o no mola? Es que eso de los horarios... 

lunes, 17 de junio de 2024

Josefina Carabias

En el especial de los 100 años de la SER (aunque sabemos que como marca de radio nació en 1941, pero se refieren a los 100 años de Radio Barcelona), venía un conjunto de minibiografías de la radio. Aparecían muchos nombres de los que aparecen de vez en cuando por el blog: Juana Ginzo, Concha Gª Campoy, Iñaki Gabilondo, Pepe Iglesias «El Zorro», Matilde Conesa, Joaquín Prat, Ángel Casas, Vicente Marco, Carlos Llamas, Castelló Rovira, Pepe Domingo Castaño, Rosa Badia, José Luis Pécker, Bobby Deglané, Jesús Quintero, Joaquín Soler Serrano, Joaquim Maria Puyal, Toresky (Josep Torres Vilata)... Una serie de nombres elegidos por ser históricos, aunque obviamente faltan muchos. 

En esa lista aparecía un nombre más que nunca había aparecido por el blog: Josefina Carabias. Supongo que en una lista de nombres históricos así se han saltado muchos nombres y han hecho un juego de que aparezcan tantos hombres como mujeres, haciendo que aparecieran nombres de mujeres que no habrían aparecido... si hubieran sido hombres. La gracia de Pepita Carabias (como se la conocía) es precisamente que fue una de las primeras mujeres que hacían periodismo en un entorno de hombres. Está claro que en la historia de la radio (como en la de casi cualquier cosa en el sigo pasado) nada fue al 50 %. 

Josefina Carabias trabajó en varios periódicos como corresponsal y no se dedicó a lo que se conoce como «temas femeninos». Por lo visto, fue una de las que primero estuvieron en «La Palabra», el informativo. En el especial de la SER nombran el libro «Mujeres en la radio española del siglo XX (1924-1989)». En la imagen que ponían de ella escribían que hasta la llegada de Carabias, las mujeres leían las noticias que habían escrito los hombres. Obviamente era una anécdota, porque la sociedad era la que era.

Curiosamente, leyendo un resumen de su biografía, lo de la radio parece más una anécdota que otra cosa: era más una periodista de prensa. 

En la SER estuvieron hablando con su hija en 2021, en la sección de Elvira Lindo. 


Que yo no tenía ni idea de que su hija era Carmen Rico Godoy. La del radiochip, su otra hija, se dedicó a ser diplomática: fue embajadora en muchos países. Murió el 15 de junio de 2022. Como curiosidad, he leído que durante los años 80, ella fue crítica de danza de El País. ¿Existe esa figura a día de hoy? 

domingo, 16 de junio de 2024

la alegría de la casa

Este recorte que sacó Toni Mascaró, obviamente,
es de unos años después.
Jordi Hurtado nació el 16 de junio de 1957. Ya sé que era un dato que te faltaba en tu lista de erudición, pero era tan sencillo como buscar en la Wikipedia. La cuestión es que antes de ser presentador de televisión (y también mientras ya lo era) se pasó años y años en Radio Barcelona. Además de aquello famosos de «La Radio al Sol», hizo otros programas, uno de los cuales fue «La Alegría de la Casa», que era el tramo local después del «Hoy por Hoy». Que a ver... yo no tenía ni idea de que hubo un programa llamado así en Radio Barcelona. Yo creo que empecé a tener conciencia de lo que sonaba allí cuando los de Buenafuente llevaban la tira. 

Total, que encontré esto en el archivo sonoro de la UAB, que estaba pillado de la fonoteca de Mario Azañedo... Pero no,  no escucharéis a Jordi Hurtado, sino a una chavala joven, porque esto es 1990 y la chica tenía sólo 25 años; que resulta que se llamaba Gemma Nierga. Claro, era una emisión de agosto de ese año, y estaría de vacaciones. Ojo al radiochip de alegría:


¿¿Alguien recuerda de qué iba exactamente el programa?? Obviamente, siendo verano, eso de ir a preguntar al personal qué le parecía eso de que lloviese... un poco de pinta de relleno sí que tiene. Lo que más gracia me hace es escuchar esas sintonías tan antiguas, de rollo cómico. ¿Y eso de acertar un personaje? Sí, ahora está muy visto. No sé si entonces ya lo estaba. Pero era verano. Había que rellenar en pleno agosto y por entonces abusar de la lata no se estilaba.