martes, 24 de mayo de 2022

todo es podcast

Resulta que se hace en Málaga hoy la gala de premios Ondas globales de Podcast. Los ganadores ya se saben, pero como en los Ondas de radio. No hay novedad. La cuestión es que creo que elegían entre 888 candidaturas, que ya son. No creo que el jurado haya escuchado todo eso... 

La gracia de los premios de radio, de televisión, películas... Es que suele haber una selección previa que normalmente tiene que ver con la escasez de oferta (en comparación con la del podcast) y que también tiene que ver mucho con el favor del público: todos sabemos más o menos la audiencia que hace tal programa de televisión, de radio o lo que va la gente a ver tal película o las canciones que más lo petan. Pero los datos de podcast... Es el gran misterio. Nadie los hace públicos y la manera de medir el éxito es muy chunga. Decía no sé quién que conoce más podcast que personas. Pues eso, demasiados podcast. Porque yo ya no sé a qué se le llama así. 

Hay programas de televisión que parecen de radio. Se podrían emitir sólo con lo que se escucha. Y, además, hay espacios de YouTube (y voy a poner de ejemplo el de Jordi Wild) que aunque sea una entrevista con imágenes, van y le llaman podcast. ¿Por qué? Y yo qué sé. Además contraviene las reglas del podcast que leemos por ahí de gurús del podcast: que si tiene que durar no sé cuánto, que si se tiene que poner no sé qué sonidos... Lo de Jordi Wild no tiene nada que ver con eso. Pero tiene éxito y se le llama podcast porque... No sé. Pero así le llaman. Y la chavalería lo ve muchísimo. Y también le llaman podcast. 

Le llaman podcast a todo. Y hay tantos que mueren muchos sin que se sepa nada. Hay muchos a los que se les da mucho bombo a su programa 1 y poco bombo a que no llegan al programa 2. Luego hay sitios que son de audiolibros que ponen a famosos ahí... Y la de plataformas que hay. Ahora, los de PRISA hacen esto en colaboración con Spotify, quizá porque hacer la plataforma propia... Pues no ha terminado de funcionar. A Podium, digo. 

Yo creo que le llaman podcast a todo lo que no necesita de edición de vídeo. Y ya no os digo nada cuando se habla de podcast en directo. Buenísimo. «La Radio con Tintes de Podcast» que decían en lo de Buenafuente. Radiochip buenafuentero: 


Llegamos a un momento en que si me mandan un audio de WhatsApp un poco largo, para hacer la gracia le llamamos podcast... Pero luego es que hay gente que cree que eso lo es, incluso gente que vio la luz y se corrió de gusto cuando en Twitter se empezó a permitir lo de los audios. Como si por ese hecho a ellos le cayera una pedrea de la lotería. Sí, ese tipo de gente que todo lo que no sea radio en directo normal y corriente es el bien... Ahí, con su cruzada. 

Total, que no tengo ni idea de cómo la gente define a estas cosas. Lo que sí tengo claro es que radio es lo que se emite en directo. No digo que sea en directo: digo lo que está pensado para emitirse en un determinado momento, sea o no en directo. Digamos, que tiene una intencionalidad de que el oyente en ese momento oiga eso que se le ofrece. La misma diferencia que hay entre televisión y vídeo. 

Al menos, esta burbuja que se ha formado (y que terminará explotando dando lugar a una convivencia no beligerante, sin más, como cualquier otra oferta de nuestra vida) carece de flipación por las imágenes. Sí, porque cuando parecía que la radio era deficiente por no tener imágenes (hablo de hace 4 días, como quien dice), en este entorno nadie habla de podcast visual, porque entonces hacer podcast y añadirle que se pueda ver... Termina siendo YouTube, que, por cierto, eso sí que está teniendo mucho éxito antes de que lleguen a la conclusión de que esto ya existe y arrasa. 

Pues nada... Felicidades a los premiados y... Una cosa... ¿Alguien sabe qué ha pasado con eso del podcast de El País? ¿Y de los boletines de La Razón?

Y una pregunta que tengo, además... ¿Por qué en YouTube arrasan los canales tirando hacia la derecha y en los premios de podcast y demás se premian entre la gente de izquierdas? ¿¿Alguien se ha dado cuenta de esto?? 

lunes, 23 de mayo de 2022

periodista entre comillas

Dos días antes de la Navidad de 1989 se pasaba por el plató de «La Luna» Alfonso Guerra. La verdad es que en esos tiempos había programas de entrevistas que veía todo el mundo... en parte, quizá, porque era la única cadena. Después el género de la entrevista ha sufrido sus baches. 

De hecho, muchas personas que hacían entrevistas en la época luego, años más tarde, se han quejado de que no había programas de entrevistas... hasta que luego han resurgido de mil maneras, pero siempre se dice que esas entrevistas no eran como las de antes: que si antes hablaban de cosas más profundas, que si ahora se va a lo anecdótico... Hacer programas de entrevistas es algo que siempre queda muy bien en el recorrido vital de una persona que se dedica al periodismo. Bueno, ahora hay mogollón de canales de YouTube donde se hacen entrevistas a troche y moche, y la gente las ve muchísimo. 

Lo que pasa es que uno se pone a mirar al pasado... ¿En aquella época se tenía el consenso de que esas entrevistas eran lo más de lo más? Pues igual no. Igual tampoco estaban tan bien consideradas como creemos. Igual no eran tan profundas... O simplemente también cabían momentos más relajados y distendidos a los que luego sacarles punta. 

Vuelvo a la entrevista a Guerra en 1989. Tras aquello, en la sección de Lo Que Yo Te Diga del «Hoy por Hoy», se pusieron a jugar a despedazar un poco la entrevista. Ese día estaba presentando Máximo Pradera. Y, fijaos cómo son las cosas, que para introducir el tema, dijo que Julia Otero era «periodista entre comillas», como haciéndola de menos. Radiochip guerrista:


No sé si es que el tipo de preguntas eran... No sé. En todo caso, era una sección de coña en las que cosas reales se podían exagerar o sacar de contexto. Para quien quiera verse aquello, este enlace, que la web de RTVE tiene joyitas. Aunque en aquel momento a mucha gente no se lo pareciera, claro.

La verdad es que donde se domina este género es en la radio... Aunque a veces se hacen aprisa, corriendo y sin preparar. Se nota muchísimo cuándo alguien se prepara una entrevista y cuándo no. Y, aprovechando la cosa, uno de los sitios en donde se nota que se lleva este tipo de cosas muy preparadas es en el programa de Julia. 

domingo, 22 de mayo de 2022

SloMo

Pues ha ocurrido. La canción de Chanel, «SloMo» es el número 1 de Los 40. Me chivaba Axwell por el pinganillo que esto de que la canción de Eurovisión de España estuviera al frente de la lista no pasaba desde el «Dime» de Beth. [Por cierto, esta vez España ha ido sin gallos ni nada. Qué bien].

En un comentario de hace tiempo de Axwell, de cuando hablaba de la Bandini, hizo una lista de las canciones eurovisivas de España que entraron en la lista. Comento la lista que puso: 

1969. Salomé con «Vivo Cantando». Fue nº 1. 
1970. «Gwendolyne» de Julio, que espero que siga conservando los collares que le arruinaran toda la cuenta en los 70, que fue nº 1 más de 2 meses. 
1972. Jaime Morey con «Amanece». No llegó a nº 1 pero años más tarde se hizo conocido por otros asuntos. 
1973. «Eres Tú» de Mocedades. ¡¡No llegó a nº 1!! Media Europa cree que ganaron en su año, y no. Y tampoco fueron nº 1 de Los 40. 
1974. «Canta y Sé Feliz» de Peret. Que tampoco llegó arriba. 
1975. «Tú Volverás» de Sergio y Estíbaliz. Tampoco llegó al 1. 
1976. «Sobran las Palabras» de Braulio. Tampoco llegó al 1. Normal, es que no sé ni qué canción es. [Ahora es cuando busco en YouTube].
1977. «Enséñame a Cantar» de Miki. Tampoco llegó al 1. Pero está claro que en esta racha que vemos de estos años, llegar a Eurovisión implicaba entrar en lista. Y lo que queda...
1978. «Bailemos un Vals» de José Vélez. Tampoco llegó al 1. Qué mala suerte, chatos. 
1979. «Su Canción» de Betty Missiego. Tampoco llegó al 1.

En 1980, nada. Ya debían de ser malas, porque en aquella época, de un canal y un acontecimiento, no entrar siquiera en la lista debía de ser de muy perdedor o de que la música que sonaba no entraba dentro de los cánones... Pero aquella época no era muy de cánones, que la Pantoja y la Jurado luego estuvieron en lista tan panchas ellas. 

1981. «Y Solo Tú» de Bachelli. Tampoco llegó al 1. ¡Pero cómo iba a llegar si no tengo ni guarra de qué canción es esa ni de quién es él! 
1982. «Él» de Lucía. Sí llegó una semana. [Es un poco loco esto de estar escribiendo una entrada y mirando YouTube todo el rato]. [Miro en YouTube]. ¡¡¡Dios!!! ¡¡¡Claro que conozco la canción!!! Se me había olvidado completamente. Mola, no es que sea una gran canción, pero se mete en el tuétano casi como la de Rumanía. Ya te la he metido en la cabeza. De nada. 
1984. «Lady, Lady» de Bravo. Llegó. De esta sí me acordaba. 
1985. «La Fiesta Terminó» de Paloma San Basilio. Tampoco llegó al 1. ¡Cómo narices no llegó esto al 1! Se quedó a mitad de tablas pocas semanas. Cosas que no se entienden. 
1986. «Valentino» de Cadillac. Tampoco llegó al 1. [Otra vez a mirar en YouTube... Madre mía... El comienzo parece una película porno de las antiguas...] Un bodrio de canción. No pasó de mitad de tabla. Mucho me parece. 
1987. «No Estás Solo» de Patricia Kraus. Tampoco llegó al 1. Una semanita en mitad de tabla y adiós. [Otra vez a mirar en YouTube... Eso siempre es mala señal]. Otro bodrio de canción. Luego que si la Toñi. Vaya años, madre mía. Esta canción al menos decía en su letra que oía la radio. 
1988. «Made in Spain» de La Década Prodigiosa. Tampoco llegó al 1. ¡¡Pero cómo iba a llegar al 1 eso!! 

1990. «Bandido» de las Azúcar Moreno. Tampoco llegó al 1. ¿¿¿Pero cómo no fue nº 1 eso??? ¿¿Qué tenían en la cabeza los de Los 40 en aquel entonces?? ¿¿A qué se debe esta falta de criterio?? Una coreografía a la altura de Chanel y una manera dignísima de retirarse de un escenario. 
1991. «Bailar Pegados» de Sergio Dalma. Sólo fue nº 1 una semana, pero muchas semanas en el nº 2. Pero vamos... esta no la necesita mirar nadie en YouTube. 
1992. «Todo Esto es la Música» de Serafín Zubiri. Sólo estuvo una semana en el 40. ¿Hago el chiste? Venga. Fue visto y no visto. 

Llegamos a unos años de ausencia eurovisiva en la lista. Esos años en los que no veía Eurovisión ni el más gay de Sitges. La nada. Tuvimos que esperar hasta... No, no, no hay que llegar a Rosa, no. 

1999. «No Quiero Escuchar» de Lydia y su vestido de Ágatha. Nos llevamos un punto de Croacia y ella tres semanas en la lista. 
2001. «Dile que la Quiero» de David Civera. Para una vez que va un aragonés, hay que darle bombo. Estuvo varias semanas en la lista y toda verbena la tiene en su repertorio. Y ahora, sí... Y sí, es «dile», que es lo correcto. 
2002. Rosa de España con «Europe's living a Celebration». Fue nº 1 pero... nada, una semana y a correr, luego unas pocas más abajo y ya la gente se puso a escuchar a Bisbal como locos. 
2003. El «Dime» de Beth. Fue nº 1 una semanita y estuvo algunas semanas en lista, aunque en la versión desgallificada. Desde entonces... nada. 
2020. «Universo» de Blas Cantó. Que luego ni fue por lo que todos sabemos.

¿Por qué dan tanto miedo nuestros culos?
Y ahora, Chanel con su canción, para que luego digan que sólo valía por la coreografía. Hay mucho postureo con que la canción era una mierda, pero... Mira, ha llegado al nº 1 siendo que sólo 8 habían llegado antes a lo más alto. Ella ha sido la novena y no la secundaria. Habrá que terminar dando gracias al jurado profesional. Lo que es, es. 

Aquí va el momento del nº 1. Radiochip que es lomo:


Veremos si, como en ocasiones anteriores, esto es una semana y a correr, o dura un poquito más. Esto lo descubriremos la semana que viene. ¡Por cierto! Después de sonar Chanel en Los 40, justo dos canciones más tarde, sonó la canción de The Weeknd de nuevo. Porque una cosa es no ser nº 1 y otra no ser un clásico de nuestro tiempo. 

sábado, 21 de mayo de 2022

despedida sin ruido

No tengo ni idea de lo que hará en el futuro David del Cura, pero así, un poco antes de terminar la temporada, ha dejado su programa, «La Brújula de Madrid». 

David del Cura era del equipo de Onda Cero (del antiguo, de cuando Herrera), y tras un paréntesis emparentado con el mundo político, volvió a Onda Cero sustituyendo a Alsina en «La Brújula». Estuvo un tiempo, pero su lugar fue luego el de Juan Ramón Lucas, que dentro de poco será sustituido por Latorre. Recuerdo que estuvo también un tiempo fuera de las ondas por un tema de salud... Y recuerdo ir andando por la calle cuando volvió a la radio y relató cómo fue aquello. Lo recuerdo por lo intenso del relato, ya que no tenía ni idea, y por la poca importancia que se dio. 

Desde hace un tiempo se dedicaba al tramo regional de Madrid de las tardes (y sustituciones veraniegas cuando no hay regional) y, como en aquella ocasión, se marcha sin darse mucha importancia ni mucho bombo. Mirad que en la radio se lleva mucho lo del autohomenaje, pero la verdad es que el paso del testigo fue de lo más discreto. Radiochip del testigo:


El traspaso de poderes fue a Taboada, que termina siendo el chico para todo de la cadena. Lo mismo para un roto que para un descosido. Y si miráis las cosas de la cadena, ya aparece la foto de Taboada en el programa. No sé si será este cambio también para el año que viene y siguientes... Pero de momento así es. Y ya veremos en dónde se mete Del Cura. 

viernes, 20 de mayo de 2022

informática de hace 25 años

WinAmp SIEMPRE en mi corazón.
Hace muchos años que leí la tesis (tal día como hoy hace unos cuantos años, que fue antes de empezar el blog), y recuerdo el momento en que me sentí más viejo: Tenía a una estudiante que tenía que hacer un experimento en el dicrógrafo que era bastante antiguo. Así que, mientras se calentaba la bombilla para el experimento, como tenía que hacer unas cosas, le dije: «te metes ahora en el programa, el j700, y le das todo que OK». Y me fui pitando para volver lo antes posible. 

Cuál fue mi sorpresa cuando vi que la chavala estaba mirando el Windows sin pestañear. Le dije que se metiera en el MS-DOS, y estaba que no entendía. Después, cuando le dije que se metiera en la carpeta... CD j700. ¿CD? ¿A santo de qué? Para mí era algo que me venía solo a la mente... Salir de la carpeta, cd.. Estaba claro. Imaginaos. Y encima la cosa iba con un disquete. Flipando. Y se grababa todo en un archivo .txt, imaginad. 

La chavala estaba acostumbrada a Windows (sería el año 2007), y lo que le estaba contando le sonaba a chino cantonés. Hubo un tiempo en que todo el mundo estaba al mismo nivel: cuando nació la informática, todo el mundo estaba, por necesidad, en el mismo punto. Antes del año 2000, todo el mundo sabía o no sabía. No había niveles. Ahora vuelve a pasar un poco lo mismo, porque todo lo hacen para nivel usuario, y menos mal. 

Ahora todo el mundo controla. Hubo un tiempo en el que la tecnología y el tema de los avances en los ordenadores era considerado un tema friki para la radio. De hecho, el radiochip de hoy es de 1997, de «La Rosa de los Vientos», que empezaban con noticias de informática... y justo después, la sección de Iker Jiménez. Radiochip de la ufología:


Repasaban la casuística OVNI de 1996. Pero fijaos cómo es la vida... Ahora yo diría que Iker es casi más experto en informática y su entorno (está todo el día con internet, las redes, el retrofútbol, los directos de YouTube...) y en sus programas hay muy poca cosa de lo que todo el mundo llama marcianos. Lo que ha cambiado la vida... Eso sí, si os dais cuenta, la manera de transmitir ya entonces era la misma: me sigue flipando que la manera de expresarse que tiene ahora es como la de antes: hila, hila, hila... Y te quedas escuchando aunque no tengas ni idea de lo que está contando ni hayas visto ninguna imagen. Pues 25 años y poco han pasado. 

jueves, 19 de mayo de 2022

Morata a la COPE

Bueno... Pues Perico Morata ya es de la COPE. ¿Os acordáis? En marzo de 2019, la cosa pintaba mal para Morata en la SER. Digamos que se quedó a gusto desde el micrófono. Después, en julio de 2020... la sustitución. Y en diciembre de 2020, el final

Como todos hemos ido siguiendo el culebrón de la voz del Valencia de la SER desde hace ni se sabe, una de las cosas que todos pensábamos es que podía terminar en la COPE. Pero claro, tanta fidelidad a la SER, y sobre todo en los tiempos en los que todos se incluyeron en la espantada... Pues yo qué sé. La cuestión es que después de mucho tiempo, de que se pusiera a escribir en Marca y todo eso, anteayer Juanma Castaño el programa avanzaba que alguien muy conocido volvía... Total, que me quedé escuchando sin imaginar que era Morata. Aquí va el radiochip moratesco de su debut en la COPE:


De hecho, me metí en Twitter para comentarlo, porque desde luego yo no me lo esperaba. Pero bueno, de momento aquí queda el culebrón... Desde luego, uno puede tener afición por unos colores, pero si no puede ser, no puede ser. Así que mira, años más tarde, otro trasvase de otro histórico. 

miércoles, 18 de mayo de 2022

en mayo de 2021...

En mayo del año pasado hablé bastante de audiencias: que si Castilla-La Mancha, Madrid, muchas provincias (en 1, 2 partes), de oyentes currantes y no currantes... Y hablé de datos que no se estaban dando bien, sobre todo con el tema de Cárdenas. Y hablo del tema de Cárdenas porque era la noticia del momento. La noticia estaba en que se iba. Bueno, y también se fue de manera misteriosa (o le echaron, a saber) Juanma Ortega de Melodía FM

El año pasado estábamos con algunas series que tenían que ver de alguna manera con la radio. Por ejemplo, y de manera directa, «Los Reyes de la Noche», con lo de la guerra De la Morena-García, pero sin decir quiénes eran... Aunque se sabía quién era García. Y también «La Casa de Papel», que quizá tiene algo que ver con el radiochip del banco central, que rescato:

Vaya tiempos antiguos... Ahora todo está muy cambiado. Hablando de cambios (que sí, esto es un giro como si fuera una tarjetita del «Un, Dos, Tres»), no sé si ha cambiado mucho la SER desde que está Montserrat Domínguez al frente, no sé si se usa más el lenguaje inclusivo famoso... No sé si hay más o menos periodistas significados. ¿Que hubo más temas? Sí, pero chico... no es cuestión de hablar de absolutamente todo. 

martes, 17 de mayo de 2022

así son las cosas

Margarita Landi
con sus dos pipas.
Hace 20 años terminó un programa de La 1 que se llamaba «Así son las Cosas». No es un programa que yo viera nunca... Empezó a finales de los 90 y terminó en 2002. No recuerdo mucha cosa de aquello, pero sí a Manuel Giménez, el policía, y a Margarita Landi, la criminóloga que iba con la pipa. Sucesos, vaya. 

Pero me apetecía hablar de este programa porque creo que es de los que conozco más de ellos por la radio que por la televisión. Había una sección en el programa de Arús en la Cadena 100 en el que todos los días hablaban de casos que salían en el programa, se reían de los concursos del programa... 

El primer radiochip landi de hoy es de alguno de esos casos que luego metían en la radio para el cachondeo, con las imitaciones de Giménez, la Landi y demás. 


Como habréis escuchado, el juego del programa era una sección obligada para comentar en la radio. Y claro... En estos otros dos radiochips landi escucharéis cómo aquello era imposible.

          

Al final de uno de los radiochips aparece la imitación de Lobatón con lo de Gregorio Cobos Burguillo. Un clásico que se ha vuelto a dar en la radio años después tanto en radio generalista como musical

lunes, 16 de mayo de 2022

informativo estelar

El tema de hoy no es que sea de mucha trascendencia, pero es curioso y permite jugar con vuestra mente. Bueno, quiero decir... no con la mente, sino con la percepción que tenemos de la música, más bien. Me mostró @DiexistaFM una sintonía que usaban en una radio. La oí. La cuestión es... ¿Qué tipo de programa y qué tipo de radio era? Aquí va el radiochip misterioso:


Sí, ya sé que suena a Vangelis, muy usado en la radio. Bueno, es que es de Vangelis, de hecho. Y no, no es de ningún programa de misterio, de extraterrestres o del viaje a lo desconocido. Si nos paramos a pensar, otra de las obras de Vangelis era la que ponía la COPE en sus servicios informativos, y nos parecía perfecta a todos: es de las más recordadas incluso hoy. 

Resulta que es la sintonía de informativos de Radio María. Que para mí es flipante, porque jamás escucho Radio María, pero... ¿Alguien sabe cuántos oyentes tiene esta radio? Obviamente, no aparece en el EGM, pero sus oyentes tendrán que ser contados de alguna manera, supongo, por la propia radio, para estar seguros de que no están tirando su dinero. De hecho, compran tantos postes y con tanta potencia, que alguna manera tienen que tener de saber que eso no cae en saco roto.  

La cuestión es que me flipa que usen en bucle esta sintonía de fondo para sus informativos porque, desde luego, jamás diría que pega. Bueno, tampoco me pegaba la música del Agapito que usaba al inicio David del Cura... Sí, un amigo y yo le llamamos «la del Agapito». Que tampoco parecía que sonase a informativo, y mira, ahí estuvo un año sonando. 

Y aquí va la pregunta: ¿Lo que nos inspira la música es aprendido o es algo que sale, digamos, de la propia música? Es decir, las connotaciones de cada cosa... ¿Son siempre aprendidas? Esto lo pregunto porque a veces no sé si simplemente las músicas de concurso, informativos y demás nos suenan a eso por tradición o por alguna razón cerebral. 

domingo, 15 de mayo de 2022

más atracadores

En las películas mucho atraco
glamuroso, pero luego el Jose
lo que llevaba era escopeta.
Me da cierta impresión de que cada época, década o momento de nuestra historia reciente tiene sus delitos de moda, o algo así. Hay cierto tipo de delitos, campañas y demás con los que se da mucho la lata en un tiempo y luego, nada. 

Supongo que atracos a los establecimientos (sobre todo, en bancos) hay y habrá. No sé si con los medios de seguridad actuales, eso de atracar un banco y llevarse la pasta es algo completamente pasado de moda. No sé si simplemente es que no nos enteramos porque no nos cuentan este tipo de cosas. Qué sé yo.

De lo que sí me he dado cuenta a lo largo de los años en el blog es de que al final hay cierta colección de momentos de radio con atracadores. Magín Revillo en los 80, Encarna y Luis del Olmo en los 70... Y lo de hoy va de Antonio Herrero desde Antena 3 Radio. 

Alucino, porque ahora se me haría muy raro que se pusiera Herrera, Àngels, Francino o quien fuera hablando con ningún gachupino atracador. El radiochip de hoy es este radiochip del entendimiento atracadoril:


Ese momento en que el tal Jose se pone a pegar alaridos... qué momento. Ahora supongo que, como hay gente que en la policía se dedica profesionalmente a hablar con esta gente y tal, supongo que estaría prohibidísimo ahora que ningún locutor de radio hablase en antena con esta gente, pero es que me parece curiosísimo el tema.