lunes, 12 de agosto de 2013

lo que era imprescindible

El mes pasado hablé de que Cansado dejaba de formar parte del "mundo de Gemma" desde que lo "heredara" de Sardá, allá por 1997. Una penica. Pocos días después leí en ECD que el tramo siempre llamado "de entretenimiento" de las mañanas daria lugar a temas más bien sociales. Así que se cargaban a Cansado, Boris y Joaquín Reyes. 

Según decían en esa página, el humor tenía que desaparecer de los contenidos... "Temas humanos y sociales" aparecerán en esas dos horas y poco, por lo visto.












No sé. Ya será la vez número tropecientos quinientos treinta y cuatro que hablo del tema "entretenimiento" y de eso de no confundir hacer una radio seria y rigurosa con una radio aburrida. He hablado en otras tropecientas ocasiones que me gustaba más "La Ventana" cuando, además de tratar los típicos temas de política, actualidad y todo eso, se permitían el lujo de hacer teatro, de hacer secciones como "El Piscolabis", podían tratar temas completamente mundanos sin disfrazarlos de manera postureica y, si me apuráis, que pareciera eso la sobremesa de después de comer con unos amigos que un programa de radio. Me encantaba.

Gemma, en los últimos años, terminó estancada en un esquema fijo en su programa y al final se me hizo todo un poco anodino. Pero yo creo que es porque llegó a conseguir un ejército de colaboradores que habían conseguido adaptarse tan bien que era difícil cambiar nada. ¿Cómo cambiar lo que tan tan bien había funcionado? Para mí, un síndrome claro de enfermar por éxito. "La Ventana" era un éxito suyo, de su equipo y en buena parte también de sus colaboradores, que contribuían entre todos en crear un cierto clima.  

Y de eso va el radiochip de hoy. Es un anuncio de "La Ventana" que se emitía en "El Larguero" a diario durante un tiempo, allá por 1999 o el año 2000. Radiochip coral, que en pocos segundos se puede adivinar eso que hablo "del clima":


¿Entendéis lo que quiero decir? Sin Boris y Cansado, ese espíritu ventanero se me va un poco. Ni era necesario que saliera Gemma casi... se sabía ya de qué programa se tratara. Ojo, que igual es bueno eso de cambiar de gente para que corra el aire, y que igual luego no los echo de menos ni nada (cosa que dudo)... Pero es inevitable que me dé un poco de pena.

Lo que un día fue imprescindible, resulta que dicen desde arriba que ya no lo es. Y sustituir aquello por más temas sociales... es que... yo creo que no se puede estar todo el día con el "comprometido subido". Si se decide que hay que ir a muerte con la "radio postureica", esperemos a diciembre y a ver si nos llevamos la sorpresa de que Herrera gana en ese tramo. Y en caso de que ocurra, la culpa será en buena parte, digo yo, de quienes toman las decisiones. Si en diciembre hay fuego, la culpa no será sólo del que enciende los fósforos. O igual les sale bien la jugada... es cuestión de esperar. Pero imponer contenidos jamás ha sido un ejercicio muy conveniente.

Aparte de esto, aunque viene al caso, me da la sensación de que la SER en estos años ha envejecido a una gran velocidad. De crío me la podía escuchar y me divertía, y ahora que ya no soy un adolescente, me da la sensación de que tratan "temas para más viejos". Que igual es cosa mía, ojo. Pero ahí lo dejo también. Es una sensación. Un día lo explicaré más detenidamente. 

20 comentarios:

  1. Si de algo ha pecado siempre la SER es de exceso de seriedad. Pero vamos, ya desde tiempos de Iñaki.

    ResponderEliminar
  2. La SER está envejeciendo porque España se está convirtiendo en un país para viejos. Más aún desde que los jóvenes nos tenemos que buscar la vida fuera de España. La seriedad de la SER ojala no se transforme en la rancia RNE. Pero yo no pongo la mano en el fuego por nada ni por nadie, no como el Gobierno, que ya se ha quedado sin manos y no están haciendo nada.

    Fdo: nacido en los '80.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues otro nacido en los 80s discrepa con lo que comentas ya que actualmente, radio para gente "vieja" hay muy muy poca, solo cabe ver las emisoras juveniles y cada vez nuevos proyectos, radios que hablen de "usted" muy pocas, hasta la SER decía "te hablamos a tí"

      Eliminar
  3. El hoy por hoy de Gemma es un coñazo. Lo único que lo salvaba un poco eran Cansado, Coronas (las primeras semanas), Juanjo Millás y Juan Carlos Ortega. Ya este año habia dejado de oírlo, y si quitan el poco humor q tenía el programa creo q seguiré sin oírlo.

    ResponderEliminar
  4. Muy de acuerdo en prácticamente todo. El fuerte de Gemma (y creo que se le nota mucho a ella) es el contacto con el oyente, la complicidad con los colaboradores, cuando suelta una carcajada de esas suyas que se le ve que está cómoda el buen rollo traspasa las ondas.

    Su tramo en Hoy por hoy (a pesar de los cambios de secciones y colaboradores), no empezó mal. Como siempre había segmentos que te podían gustar más o menos (yo por ejemplo no soporto a Mabel Galaz y toda esa sección en la que aparece, que están todas a ver quién impone su argumento sobre las demás, sólo interesadas en lo que ellas tienen que decir), pero en general tenía ese aire a La ventana que comentas y que a mí me encantaba.

    Sin embargo en los últimos meses ya se ha ido notando ese viraje hacia lo social que comentas, y sinceramente me he ido desenganchando... Después de 4 horas de información y análisis, buscas algo más ligero y no más y más temas densos. Antes escuchaba siempre sus dos horas o me bajaba los podcast, y ahora sólo dependiendo de la sección y a veces ni eso.

    Creo que no es el camino, y si una cadena como la SER va envejeciendo a su audiencia (no tengo datos pero no lo dudo), mal van. Y lo peor es que parece que es lo que están buscando.

    ResponderEliminar
  5. Boris Izaguirre, la mujer de Iñaki y la señora ésa que habla de reyes debatiendo durante dos horas y media sobre a qué huelen los pobres. Están consiguiendo que ya ni escuche la radio mientras cocino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no sé que haces escuchando la SER desde hace años, porque todos ellos llevan más de 10 años colaborando con la cadena.

      Eliminar
    2. A ver, hay cierta inercia. O una gran inercia. Y Boris Izaguirre, que solo colaboraba con la Nierga, era gracioso antes, cuando intentaba huir de esa cosa en la que se ha convertido y en la que tanto temía convertirse, y nunca había coincidido con la Iñaki's wife, a la que hasta hace nada solo la dejaban hablar de sus cosas de los trapos y no me extraña, menuda ignorante, y a la señora ésa de las gilimonarquías no sé de dónde la sacaron, sí, de El País, pero ni sé cuándo porque al Francinín dejé de escucharlo tiempo ha. Podría ser peor, claro, la Puri Beltrán consigue que sea peor, pero...

      Eliminar
  6. Es que soy muy fan del critiqueo a la "nueva SER" consistente en quejarse de gente que lleva muchos años en la cadena o en cosas que han hecho toda la vida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mabel Galaz, que es a la que yo criticaba, no lleva muchos años. Que yo sepa, sólo el último.

      Y sobre el "viraje social" yo personalmente lo he notado los últimos meses, y con esa limpieza de colaboradoes no hace más que confirmarse. Y no, toda la vida no ha sido así: existían muchos más tramos de entretenimiento, o por así decirlo más relajados (sin tener que estar pegados siempre a la actualidad) que últimamente los están recortando. Excepto en el programa de Del Pino, que espero que se lo sigan dejando hacer a su manera.

      Eliminar
  7. eso del "viraje social" me huele a copia cutre e infame del tramo de Javi Nieves en La Mañana de la Cope...

    ResponderEliminar
  8. Desde mi punto de vista, al final la que ha salido perdiendo con todo los cambios del años pasado ha sido Gemma Nierga. De pasar a tener 3 horas de programas diario, se queda en dos horas y veinte minutos, cuyos contenido no puede seleccionar sino que le vienen impuestos de la dirección. ¿Alguien me lo puede explicar?

    Debo de reconocer que los primeros meses, el tramo de Gemma me encantaba en el Hoy por Hoy. Yo creo que Pepa Bueno también sobra a las 10, pero bueno, si se tiene que quedar que se quede. La primera hora recordaba mucho a La Ventana pero en la mañana y de repente se ha ido convirtiendo en un tramo soporífero, con temas que qué quieres que te diga a mí personalmente me la traen al pairo. Vamos que me dan igual.

    Viendo lo que viene, y comprobando lo que han estado haciendo este verano de 10 a 12, creo que el formato ya va a ser para darle de comer aparte y todo sin los colaboradores "de siempre". Desastroso.

    Y mientras premiamos a Francino con una hora más en La Ventana, que desde mi punto de vista está muy por debajo de la calidad que tenía con Gemma Nierga.

    ResponderEliminar
  9. Yo no soy muy oyente de la SER, aunque siempre he pensado que su nivel nunca baja de un mínimo bastante alto. Técnicamente bien hecha, suena elegante siempre, nunca hay ordinarieces, ni soliloquios infinitos, ni demagogias pulpiteras. Estoy de acuerdo que su moderación aburre, pero no creo que sea sólo culpa de la nueva dirección. La tendencia a programar por grandes bloques es menos dúctil, dificulta los cambios y los experimentos. Por eso las grandes cadenas, tras años programando grandes omnibuses, se parecen cada vez más y tienen menos cantera, no generan nuevas ideas ni talentos. Los jóvenes no innovan sino que reproducen el modelo que facilitará su ascenso.
    Lo peor del modelo es que se solidifica y dificulta incluso hacer fichajes. ¿No hubiera merecido "Carne cruda" un espacio propio? ¿No se debería haber reaccionado a los rumores de despido de Pepa Fernández contratándola? ¿No merece Roberto Sánchez YA un programa propio? ¿A quién se le ocurre desplazar a Silvia Intxaurrondo? Además de que los nuevos directivos son cortos como colas de conejo, el modelo de grandes bloques hace difícil la innovación. La urgencia del éxito les impide incluso cambiar nombres de los programas, con lo que cada vez las incorporaciones están más encorsetadas.

    ResponderEliminar
  10. El problema que tiene la radio es que ya es difícil innovar, tratando de enganchar al público.

    Respecto a la SER de ahora, creo que se ha hecho previsible. Suena a todo como demasiado visto, no por poner el programa de Buenafuente y Berto se innova mucho.

    Además, a la SER le falta alegría y encima ha perdido parte de su personalidad en los presentadores.

    Pepa Bueno no mejora a Francino, el cual tampoco mejora a Iñaki. Gemma está bien pero Julia Otero es mucho mejor.

    De hecho en las guerras de las ondas, por encima de inclinaciones políticas, los de Onda Cero tienen mucho más fuste.

    Herrera mejora a Pepa, Julia mejor a Francino y Alsina es mejor que Angels, al menos a mí entender. Creo que últimamente me decanto más por Onda Cero que por la SER y eso que no son de derechas.

    Es de agradecer que la SER no se ponga folclórica como Herrera pero sí que tendría que buscar ser más entretenida y no me refiero a más programas de humor precisamente. Quizás ya va siendo hora de reducir las horas del "Hablar por hablar" o de "Los toros" y apostar por un tono más jovial y ameno, en la madrugada se puede innovar. En cambio van y se cargan una joyita como "Si amanece nos vamos" y una joyaza como "El Cine de Lo Que Yo Te Diga".

    He de decir que no me enganchan demasiado la nueva cantera de la SER, salvo Roberto Sánchez. Puri Beltrán tiene frescura en su voz pero da la impresión de que si la pones al frente de un programa, todavía le queda grande. Y ya no digo si encima tiene que hablar de temas serios.

    Fdo: el que nunca firma

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No olvidemos que también se han cargado EMT... La SER ya se parece más a una cadena de radio institucional!!

      Eliminar
    2. Lista de los nombres que ha perdido la SER por el camino, para ahora tener a Pepa, Carles, Puri, Aimar, Mourelos o Angels:

      - Mara Torres
      - Toni Garrido
      - Miguel Ángel Oliver
      - Cristina Lasvignes
      - Javier Ruiz
      - Fina Rodríguez

      Y podríamos seguir con Paco y Pepe, Javier Astasio...

      Eliminar
    3. Hombre, considerar a Roberto Sánchez "nueva cantera de la Ser"... que ya está talludito......

      ...a mi Puri Beltrán me gusta mucho, al menos su voz. He de reconocer que no la he oído muchos ratos.

      C.

      Eliminar
    4. Para mí, de siempre la programación veraniega de Onda Cero me parece la mayor castaña del reino. Se podrían salvar algunas cosas, pero pocas muy pocas. Y los sustitutos de Onda Cero, sólo salvo a Arturo Téllez y María Hernández.

      A la sustituta de Herrera porque está muy muy por debajo de lo que se espera, Rafael Noblejas no transmite nada presentando Noticias Mediodía (y lleva ya un par de años haciendo de sustituto) y no pierdo el tiempo con "La Mirilla" y esos programas que son INFUMABLES.

      Eliminar
  11. No sabía que dejaban de echar EMT y mira, me acabo de enterar gracias a un sketch del programa.

    Fdo: el que nunca firma.

    ResponderEliminar
  12. No había leído el artículo de ECD... y qué decepción. Me temo que el bloque de 10-12:20 está destinado al sopor en la SER. Más que nada porque a finales de curso ya se había notado un cambio en este sentido, sobre todo en la primera hora, y TODOS los días estaban hablando de los mismos temas 'sociales, comprometidos, etc'.
    Aunque a lo mejor es esa la intención. A lo mejor, los directivos de la SER van a cara de perro a por el 'target' adulto o incluso senil, renunciando definitivamente a cualquier gesto de radio 'joven'. Porque si no, no me lo explico.
    Y en cuanto al debate de los sustitutos veraniegos que ya ha salido varios hilos, yo me inclino ante Pedro Blanco, y también me gusta Roberto Sánchez, algo de Lourdes Lancho y en RNE Ángel Carmona, que no es "sustituto" como tal (sino "titular" en Radio 3) pero para mí ha hecho un gran programa.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...