domingo, 16 de marzo de 2014

el oyente enfurecido

Lleva ya un tiempo -no sé exactamente cuánto, pero ya hace, ya- llamando un oyente de la radio al "Tiempo de Juego". El hombre llama siempre al contestador para opinar sobre lo que le venga en gana... Teóricamente habla de deporte, claro... pero se mete en política, temas periodísticos, y lo que le echen.

El "oyente enfurecido" comienza a ser un clásico del programa. Escuchad algunas llamadas que ha hecho al programa, en estos cuatro radiochips enfurecidos:

     

Hay una cosa que está clara... que es oyente muy fiel de los deportes de la COPE. Para no molarle nada de nada de nada de lo que hacen, el tío se las sabe todas. En realidad, esto del oyente enfurecido mola solo por escucharlo, y ya se merece un radiochip de estos curiosos, pero resulta que me ha hecho plantearme algunas preguntas:

1.- ¿Es cierto que no hay oyente más fiel que el que más critica?
2.- ¿Tenéis la sensación de que solo los viejos dejan mensajes "serios" -o que ellos toman como tales- en los contestadores automáticos?
3.- ¿No es cierto que eso de que los presentadores den cancha a los "odiadores" en el fondo nos mola un poquito?
4.- ¿Tenéis el convencimiento -como yo- de que fijo que este hombre llama a otros contestadores de la radio con los mismos discursitos? Si alguno lo ha escuchado, que comente.

El oyente enfurecido no es una cosa exclusiva de "Tiempo de Juego", obviamente. Ha habido otros programas en la radio que han tenido su troll de cabecera, y un día en el blog intentaré buscar alguno que entraba en la SER siempre en el mismo programa, y que se les colaba y le tenían que cortar en antena siempre... De esto hace muchos años. Pero era más compresible, que no había redes sociales interneteras ni nada. Las redes sociales, y sobre todo el Feisbus son actualmente un medio de interacción... y sobre todo  de desahogo. Vaya comentarios hay por ahí en los muros de los programas de radio... Pero eso, amigüitos, otro día. 

1 comentario:

  1. Este tipo de oyentes que de todo se quejan,son luego los más fieles.Mucho criticar al programa y los locutores,pero lo escuchan desde el minuto uno hasta el final.Imagino,no lo puedo afirmar,que en otros contestadores y radios...el señor manda sus quejas.Pregunta que me hago.Si sufre tanto y no le gusta el programa,puede cambiar de emisora.Por fortuna,existe un amplio abanico de propuestas radiales.Me hago una ligera idea de lo que pueden decir y quejarse los oyntes en redes sociales.Seguro que puede dar para mucho.Ya con esto termino.Si te quejas,no veo el motivo para el insulto.Puedes hacerlo de una forma civilizada y sin faltar al personal.Lo que me parece ya flipante,es cuando piden al director de la emisora que expulse al locutor por esto,lo otro... Bueno,por lo menos tiene un algo todo esto,ya que con las intervenciones de este señor ,nos reímos mucho.

    ResponderEliminar