martes, 30 de agosto de 2011

la ley de la calle

El segundo de los programas de radio que quisieron recordar los que atendieron mi "llamada" en el caralibro del blog, fue "La Ley de la Calle". Fue cosa de Manel, un lector del blog, que me dijo que lo recordaba en RNE los viernes por la noche. No conocía ese programa... un reto.

Como comenté hablando de la historia de los Ondas, éste es un programa de RNE que recibió uno en 1993. ¿Presentador? Arturo Pérez-Reverte. No voy a contar quién es Pérez-Reverte, porque es que no necesita presentación alguna. Y si no lo conoces, pues te vas a la wikipedia o donde sea, que no me voy a poner a contar su vida, que da para... mil libros, además de los que ha escrito. Ahora, es polémico como él solo. 

Durante 5 años, los viernes por la noche, este "La Ley de la Calle" consistía en que Arturo Pérez-Reverte entrevistaba y tocaba temas del mundo marginal. O sea, el tema principal era la ley y los que se saltaban la ley. Siempre pensé que la "Tertulia de la Cárcel" que continúa en la SER con Gemma Nierga y que heredó de la etapa de Sardá fue idea de éste último, aunque ahora pienso: ¿no sería un poco sección-"copia" de este programa? Las tertulias se daban entre policías, drogadictos del momento, encarcelados, putas... ¡hala! 

Como éste es uno de esos programas que jamás escuché, vosotros pondréis las anécdotas. Eso sí, la verdad es que leyendo sobre el programa me doy cuenta de dos cosas: una, que igual sí que me gustaría que hubiera un programa así, aunque fuera por morbo. Lo segundo, que la radio de aquella época podía ser innovadora a más no poder. Más de lo que quizá nos podamos imaginar a día de hoy. Manel, el "inductor" de que toque hoy este programa, contaba que recordaba cartas, la música de Los Chunguitos de fondo "amenizando" la emisión... 

¿Cómo es que terminó el programa después de 5 años y un Ondas? Se lo cargó Jordi Gª Candau. Bueno, no exactamente. Le dijeron en 1994 que pasaban el programa a los sábados, siendo que llevaba 5 años emitiéndose los viernes por la noche, de 00:30 a 2:00 de la madrugada. Pero cagaos, porque resulta que lo sustituían por... ¡Parada! Sí, Parada el de "Cine de Barrio", pero que por aquel entonces era el Parada de "Las Sábanas Blancas", también de RNE. Sin embargo, no tiene sentido, porque incluso los jefes de RNE reconocían a El País que el programa "gustaba e iba bien de audiencia"

Y aquí es cuando va el radiochip. El fin de aquel programa. Primero sonará un poquito de aquella noche, y luego escucharemos al propio Arturo hablar de que quizá fuera el final: 


Mola ese momentazo "tronco" de medio hablar en "cheli"- madrileño de Arturo y cómo se dirige al encarcelado de turno. Me imagino que Ramoncín escribió medio libro suyo con este programa de fondo. 

"Disfuten de este programa porque igual este es el último" y habla de la desaparición del programa. Claro, según Pérez-Reverte, si la audiencia durante 5 años había estado aconstumbrada a escucharla los viernes de noche, no tenía sentido cambiar de día a algo que tiene una audiencia fiel. Lo entiendo. ¿Por qué RNE siempre ha tomado unas decisiones de programación tan extrañas? Sin la presión de la publicidad y sin tanta presión de audiencias, se tenían que caracterizar precisamente por no ponerse nerviosos y mover lo que funciona. Pero oye, eso de mover las cosas igual es una tradición de la casa. Menos mal que llevan algunos años que parece que se olvidan de su propia tradición. Lo que igual deberían apostar por innovar con programas de este tipo... Ellos pueden.

Ah, la foto, obviamente, es de Pérez-Reverte en RNE... mogollón de años más tarde. 

8 comentarios:

  1. Siempre grande el maestro Pérez-Reverte. El más grande después del Maestro de Gramática!!!

    ResponderEliminar
  2. "¿Por qué RNE siempre ha tomado unas decisiones de programación tan extrañas?" Por motivos políticos, generalmente.

    ResponderEliminar
  3. y no sólo ese programa fue de radio...pasó a la televisión...creo que en ambos estaba también Mayte Pascual...gran programa.

    ResponderEliminar
  4. ¡Qué grata sorpresa! No acabo de entender la política de Radio Nacional de hacer radio normal cuando somos muchos los aburridos de la radio convencional, de los magazines con tertulianos que no dicen nada, los temas de actualidad superficial y entrevistas a tontainas que no aportan nada.

    Mas Perez-Revertes, mas Cebrianes, mas Documentos RNE, mas Nieves Concostrinas y menos Franzinos, Niergas y Oteros.

    ResponderEliminar
  5. José R. Barragán31 de agosto de 2011, 20:21

    En este programa también trabajó el que fuera presentador de tve en programas de la mañana, Manuel Jimenez. Aún era policía por aquellos tiempos, creo recordar que era el encargado de prensa de la Policía Nacional. Saludos.

    ResponderEliminar
  6. q recuerdos!! me encantaba ese programa! Luego el mismo equipo hizo Codigo Uno en la Uno. Me acuerdo q me tomaba cafe para no dormirme y esa musica d Los Chichos y similares para amenizarlo...Q gran recuerdo! Mayte Pascual, Manuel jimenez y el ex-delincuente converso en ayudantre d policia q no recuerdo su nombre...Q bueno!

    ResponderEliminar
  7. Manuel Jiménez, alias Leslie Nielsen.

    ResponderEliminar
  8. Efectivamente, Manuel Jiménez en su doble condición de policía y periodista, y a la vez un carterista de la época: tenía los dos personajes en el programa.
    Recuerdo que el carterista estuvo varias semanas sin acudir, y cuando regresó explicó que había estado en et trullo.
    El tío explicaba los trucos de su oficio, muy bueno, mientras el policía hablaba de los suyos.

    ResponderEliminar