lunes, 6 de noviembre de 2017

no sólo OT «censura» a Becky G.

La que se montó con lo de la actuación de Becky G. —por cierto, G, de Gómez— por su versión recortada en «OT», ¿no? Obviamente, era de esperar que si una canción tiene un contenido explícito y lo está petando... Tienes 2 opciones si eres de TVE: 

La primera, no invitarla porque la canción crees que es inadecuada para el público infantil que va a ver aquello. Lo segundo, transformar la canción. Se apostó por lo segundo. 

Mola mil, porque desde hace tiempo la ponen en «La Vida Moderna» porque Quequé, en sus funciones de Ministro de Cancaneo de Moderdonia, siempre la enchufa en el programa cuando puede. Después de que se montó todo este pitote en «OT», Quequé mandó un mensaje en el programa diciendo que, por un lado, la censura de nada servía, y por otro, que si alguien no conocía esta canción, que ahora ya la conoce. 

En el programa del jueves pasado, tras la broma de tenerla por teléfono en plan Álvaro de Marichalar... ¡La tuvieron en el estudio! Y fue genial. Así que, para abrir boca, aquí tenéis el primer radiochip de Becky, que fue la segunda parte del programa, y cantó en directo: 



Claro, todos cachondeándose de que lo realmente importante de la canción, lo que quería la gente corear, era lo de la felación. Bueno, lo de chuparla, que no es cuestión ahora de ponernos ahora a autocensurarnos. 

Pero... ¡Ojo! Porque Quequé dijo una cosa mogollón de interesante. Que en una emisora del grupo COPE también la emitían censurada. Que no sólo TVE era la que censuraba la canción a lo somardón. Esa emisora de la COPE, esa emisora que emite la canción un pelín transformada, es MegaStar. ¡Obviamente! 

Es que a la gente le flipa que la COPE tenga una emisora así, en plan moderno, para chavales, que pongan chumba-chumba, cantantes «malotes»... Pero claro, que detrás está la vigilancia de la Iglesia y de Infovaticana, como de todos es sabido. Así que esta canción por supuesto que está censurada. ¿Que no te lo crees? Pues escucha esta grabación, que es de MegaStar FM. Ojo a este segundo radiochip de Becky: 



¿Habéis escuchado? La versión censuradita perfectamente editada para que pueda emitirse en una cadena de la Iglesia. Que a ver... Quizá nadie se iba a dar cuenta del pequeño detalle. Quizá sí. Pero vamos, que os podréis fijar en que en esta emisora nada de canciones que digan según que cosas, nada de tema gay, nada de... Bueno, de nada que no sea tradicional. Digamos que van de modernos —de hecho ponen música moderna pa la chavalería— pero en el fondo, nada de nada. Tradicionalismo a tope. Y oye... nada que objetar. Cada emisora hace con su dinero y con su programación lo que le da la real gana. Eso sí... Mola comentarlo, y sólo faltaba no hacerlo.  

1 comentario:

  1. Ayer en una cuña de Arehucas en TdJ sonó la canción, con lo de la boca sin censurar :D

    ResponderEliminar